viernes, 12 de mayo de 2017

Mitos raciales

No existen pues razas humanas puras. A lo sumo, se podría hablar de raza pura aludiendo a determinado carácter somático, pero nunca a todos o a la mayoría de los caracteres hereditarios.
Se cree, sin embargo, como norma muy generalizada, que hubo en la antigüedad un momento en que los tipos raciales eran puros, que el mestizaje es más o menos reciente, y que nos lleva al peligro de degeneración y aniquilamiento de la humanidad. Tal creencia carece de todo apoyo científico.
La mezcla de razas se ha realizado desde los comienzos de la vida del hombre sobre la tierra, incluso en la más remota prehistoria; aunque, evidentemente, las mejores comunicaciones y el aumento de la población han facilitado más el mestizaje en los últimos siglos.

Las migraciones son tan antiguas como el género humano, y suponen implícitamente hibridación de grupos, mestizaje. Es posible que en la época paleolítica superior el hombre del tipo Cro-Magnon se cruzó con el Homo Neanderthalensis, como parecen indicarlo los descubrimientos de restos que

presentan caracteres intermedios. Además, la existencia de negroides y mongoloides en la Europa prehistórica es otra prueba de que el mestizaje no es cosa reciente, y que las más viejas poblaciones europeas son simple producto de una hibridación milenaria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario