sábado, 4 de mayo de 2013

ningunear

Pero, continúa Paz, “no sólo [los mexicanos] nos disimulamos a nosotros mismos y nos hacemos transparentes y fantasmales; también disimulamos la existencia de nuestros semejantes. No quiero decir que los ignoremos o los hagamos menos, actos deliberados y soberbios, los disimulamos de manera más definitiva y radical: los ninguneamos. El ninguneo es una operación que consiste en hacer de Alguien, Ninguno. La nada de pronto se individualiza, se hace cuerpo y ojos, se hace Ninguno.” (Paz, Octavio, El laberinto de la soledad, Fondo de Cultura Económica, México, 2000, pp. 48-49). Según este mismo autor, el ninguneo se relaciona con el horror a la crí­tica y disidencia intelectual; ese "mexicano" tipo suele transformar las diferencias de opinión en querella personal. Se opta entonces por ningunear para no enfrentar la crítica con argumentos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario