viernes, 28 de julio de 2017

Colectivo Constituyente

Mi padre es un profesor profesional, ergo, no dialoga, lo suyo es el dictado  con   pizarrón. Por eso aunque Chávez fue su reflejo agigantado nunca lo soportó. Prefiere a Maduro quién no domina el arte pero maneja el colectivo.
Esto ocurrió en una unidad de transporte que conduzco yo:
-El diálogo es una calle de dos vías.
Me responde la señora embarazada del vistoso vestido estampado de besos franceses:
-Uno busca un partero para sus pensamientos; otro  alguien,  quien pueda ayudar a parirlos. Así nace un diálogo fructuoso.
El joven a su lado deja de leer:
-La lectura de un libro es un diálogo incesante, en el que el libro habla y el alma contesta.
Le replica una contemporánea:
-¿Con quién es el diálogo entonces?, ¿Su analfabetismo no les permite escuchar ni entender?.  El diálogo está bien pero el proceso de la reforma educativa debe continuar.
-- El yo-ello es un monólogo, el yo-tú es un diálogo. Ambos son complementarios. Dice un adolescente.
Desde el fondo:
-NO SÉ COMO ESOS OPOSITORES SON TAN CRUELES PARA REPETIR UN EVENTO QUE CAUSO TANTAS MUERTES Y DOLOR A FAMILIAS. QUE GENTE MAS BAJA Y MANIPULADORA,QUIEREN JUGAR A SER DIOS,PERO ESTA VEZ
NO LO VAN A LOGRAR,PORQUE QUEREMOS PAZ Y DIÁLOGO.
-La mayoría aprueba el llamado al diálogo. Ni Carta Democrática, ni intervención, ni marines, ni referendo. No: lo que recomienda la resolución de la mayoría de los Estados miembros de la OEA es el diálogo: el mismo que el gobierno de Venezuela está tratando de entablar desde 1998.
-Los hombres no dialogan no saben lo que es eso, lo de Chávez era una cadena y ese es su legado. Sus hijos no dialogan ni entre ellos -digo yo.
-Mucho ha experimentado el ser desde que somos un diálogo y podemos saber lxs unxs de lxs otrxs, dice un iluso.
Contrapuntea su colega:
-Las gemas, por ejemplo,  proceden del cielo visionario del alma, pero también hacen           que el alma vuelva            a ese cielo. Contemplándolas, los hombres se sienten  —como suele decirse— transportados,  llevados hacia  esa         Otra Tierra    del      diálogo platónico, al mágico  lugar donde            cada guijarro es una piedra preciosa.
-Debemos votar por mujeres. Mientras Delcy fue Canciller la Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores, Federica Mogherini, ratificó su apoyo al diálogo. Luego saltó la talanquera.
-La razón, el diálogo y la fraternidad, y no la violencia, son la verdadera esencia de la educación. Este proceso busca un entendimiento. Busca y pretende justamente, que se respete el Estado de Derecho en Venezuela para, por la vía pacífica, alcanzar bienestar para nuestro pueblo. De eso se trata el diálogo. Nosotros agradecemos profundamente a aquellos gobiernos, a aquellos pueblos que han manifestado su solidaridad. Porque esta es la vía. La vía es la vía del diálogo, la vía de la paz.
Leyendo desde su smart-phone:
- Diálogo: Plática entre dos o más personas, que alternativamente manifiestan sus ideas y afectos.
-¿Qué es platica?, ¿Dinero?
-Plática, no platica.
-Así le dicen los mexicanos a la conversa.
-Los mexicanos son tan cristianos que cuando murió Juan Pablo II,  la foto más vendida  es una en la  que parece atacado por un terrible dolor de muelas.
-El diálogo del hombre con el hombre se convierte, también, en un diálogo con el Creador.
-En nombre de Dios mataron a más de  60 millones de autóctonos que se negaron a la doctrina. Y es que Dios tampoco dialoga.
-La OEA, UNASUR, Celac, la ONU, el papa, el diablo, los blancos, los negros, los mahometanos, toooooodos abogan por un diálogo entre la oposición y el chavismo, les queda claro.
-Hablando se entiende la gente, pero mandándolos a la mierda les queda más claro.
-El diálogo es entre hombres y mujeres, las primeras excluidas del patriarcado somos las mujeres.
--El hecho de que podamos citar verdades enunciadas tanto por hombres como por mujeres es ya en algún sentido una prueba de que es posible tender un puente entre las Dos Culturas, y de que nos encontramos a las puertas de un nuevo diálogo. Nos estamos aproximando a una nueva unidad.
-Donde yo veía una grieta un albañil me dijo "la casa ha trabajado".
-El diálogo no fluye porque al patriarcado no le gusta hablar de justicia, supremacía blanca o corrupción. No le gusta ventilar sus defectos.
-Si, más que un golpe de estado, es un nuevo prototipo de sociedad lo que debe surgir, entonces es necesario que haya diálogo y debates a los más altos niveles.
-El m o d o a p r o p i a d o de acercarse a lo social p a r a aprender de su c o m p l e j i d a d y belleza, no es a través de la dom i n a c i ó n y el control, sino mediante el respeto, la cooperación y el diálogo.
- La asamblea constituyente debe reunir   un extraordinario grupo de venezolanos  altamente creativxs dispuestos a intensos diálogos inter-d i s c i p l i n a r i o s que  exploren nuevas ideas y modos de pensar.
Nunca faltan colegas así:
-¿Alguna vez se ha preguntado usted cuántas horas al día permanece en silencio? ¿Dedica tiempo a estar consigo mismo mientras se ordenan experiencias en su cabeza?, ¿mientras se acallan diálogos internos y deja entrar intuiciones en la consciencia? ¿Dedica tiempo a no hacer nada útil y dejarse fluir en el alma? ¿Cuida usted su interior al igual que su estómago, su pelo o su cara? Recuerde que mientras la soledad llega a ser una bendición, por el contrario, el aislamiento es toda una patología.
-El verdadero silencio es algo que tiene más que ver con lo que se produce en el interior de la mente, que el hecho de mantener la boca cerrada. Un espacio profundo que brota tras acallar el ruido que producen los diálogos y divagaciones internas. La mente, al igual que las aguas, vive agitada en las superficies y sosegada en las profundidades. Cuando nuestras emociones se enturbian, se opaca la transparencia y se bloquea el rayo de lucidez que trata de atravesar por entre sus ondas. Sin embargo, cuando la tormenta pasa y las aguas se calman, se percibe el fondo con toda su quietud y claridad. El silencio pacifica la mente, sosiega los pensamientos y revela la profundidad de la esencia.
-El Bliagavad Gita. El Gita, como normalmente se le denomina, es un diálogo entre el dios Krishna y el guerrero Arjuna, quien se encuentra desesperado por verse obligado a combatir contra sus propios parientes en la gran guerra familiar que constituye la historia principal del Mahabharata. Krishna, disfrazado como auriga de Arjuna, conduce su carro directamente entre los dos ejércitos y en medio del dramático cuadro de la batalla empieza a revelara Arjuna las verdades más profundas del hinduismo. A medida que el dios habla, el fondo realista de la guerra entre las dos familias pronto se desvanece y se ve claramente que la batalla de Arjona es la batalla espiritual de la humanidad, la batalla del guerrero en busca de la iluminación.

-Estos diálogos nos muestran otro aspecto también peculiar del Zen. La iluminación en el Zen no significa renuncia al mundo, sino, al contrario, la participación activa en los asuntos cotidianos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario